BACTERIA HELICOBACTER PYLORI CÓMO ELIMINAR ESTA BACTERIA QUE CAUSA HINCHAZÓN, ACIDEZ ESTOMACAL, Y OTROS SÍNTOMAS.

La infección por helicobácter pylori se produce cuando la bacteria helicobácter pylori infecta el estómago. Esto ocurre comúnmente en la infancia. La infección por helicobácter pylori es una causa frecuente de las úlceras pépticas y puede estar presente en más de la mitad de la población mundial.

La mayoría de las personas no se dan cuenta de que tienen una infección por helicobácter pylori porque nunca se enferman por ella. Si desarrollas signos y síntomas de una úlcera péptica, el médico probablemente te hará una prueba para detectar la infección por helicobácter pylori. Si tienes una infección por helicobácter pylori, esta puede ser tratada con antibióticos.

Síntomas

La mayoría de las personas con infección por helicobácter pylori nunca presenta signos ni síntomas. No está claro por qué ocurre esto, pero puede que algunas personas nazcan con una resistencia mayor a los efectos nocivos de helicobácter pylori.

Cuando se manifiestan los signos y síntomas de la infección por helicobácter pylori, estos comprenden:

  • Dolor o ardor en el abdomen
  • Dolor abdominal más agudo con el estómago vacío
  • Náuseas
  • Pérdida del apetito
  • Eructos frecuentes
  • Hinchazón
  • Pérdida de peso involuntaria

Cuándo debes consultar a un médico

Solicita una cita con el médico si tienes cualquier signo o síntoma persistente que te preocupe. Busca atención médica de inmediato si experimentas:

  • Dolor abdominal intenso o persistente
  • Dificultad para tragar
  • Heces con sangre o de color negro alquitranado
  • Vómitos con sangre o de color negro, o vómito que parece granos de café

Ya sea como suplemento o en extracto, consumir ajo puede ayudar a aliviar los síntomas de la gastritis, señala una investigación.

Medical News Today sugiere que, si a la persona no le agrada el sabor del ajo crudo, puede optar por picarlos y comerlo con una cucharada de mantequilla de maní o envuelto en un dátil deshidratado, estos podrían ayudar a reducir el sabor del ajo.

Según una investigación, tomar té verde o negro puede, al menos una vez a la semana, puede ayudar a disminuir la prevalencia de H. pylori en el tracto digestivo.

Por sus propiedades antibacteriales que ayudan a contrarrestar la infección, también es una gran opción combinar el té con la miel de manuka.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *